El impacto del Sector Social como motor económico y de bienestar social.

cuidados profesionales

Cuidado y Bienestar, cuidado de mayores en Madrid

El domicilio como lugar más aconsejable para las personas en situación de dependencia.

Hoy en día, debido a los cambios sociales y demográficos,  se plantea un cambio de paradigma para afrontar el envejecimiento. La sociedad experimenta  una sensación de  creciente dificultad para afrontar la conciliación laboral con  el cuidado de los padres mayores, hijos y dependientes.

En España, al igual que en el resto de Europa, estamos  entrando en una situación demográfica complicada debido al llamado “envejecimiento del envejecimiento”. El número de mayores aumenta en relación a la población activa; y el de mayores de 80 años también, debido a las políticas de prevención de la salud y a la mejora de las condiciones de vida.

Los profesionales de Cuidado y Bienestar lo vemos a diario, usuarios de más de 100 años comienzan a ser habituales (sobre todo mujeres). La esperanza de vida se dispara y no estamos preparados para asumir los retos que este fenómeno conlleva.

Existe una problemática social asociada a esta evolución, mujeres cuidadoras familiares que abandonan su trabajo o reducen su jornada y sus expectativas profesionales para cuidar de mayores y dependientes; familiares con “síndrome de burnout”, mayores que viven solos y no están debidamente atendidos, institucionalizaciones forzadas… La ayuda necesaria pasa por atender los deseos de familiares y dependientes (sobre todo de éstos últimos) y este deseo suele ser el de permanecer en su entorno el máximo tiempo posible; los Cuidados en el Domicilio se consideran entre las mejores opciones para el cuidado de mayores y dependientes. Es la opción más amable y respetuosa con el mayor, y la que evita la ruptura con su rutina diaria y evita ansiedad, desorientación  y en gran parte, procesos depresivos. 

En este terreno, se revela como imprescindible la profesionalización de los cuidados personales, donde encontramos no sólo una necesaria ayuda para los dependientes y sus familias, sino un importante yacimiento de empleo. El impacto del sector social en la economía y el empleo es enorme y el retorno de la inversión por parte de la administración es muy superior al de otras inversiones.

Todo apunta a una importante rentabilidad económica y social.

Por cada millón de euros invertido se generan entre 25 y 36 empleos estables, cuando la media de  creación de empleo de los demás sectores es de 17 puestos de trabajo. El Sector Social no es sólo una fuente de riqueza y empleo, sino de Bienestar Social como garantía del buen trato a mayores y dependientes y de la conciliación y la igualdad.

Nos quedamos con esta frase del Informe 2014 del IMSERSO sobre personas mayores en España; pero para que esto se haga realidad el Sector Social necesita un impulso económico por parte de la Administración. Estamos en el buen camino.

“EL DOMICILIO ESTÁ RECONOCIDO COMO EL LUGAR

IDÓNEO PARA LA ESTANCIA DE LAS PERSONAS

EN SITUACIÓN DE DEPENDENCIA

SIEMPRE QUE LAS CARACTERÍSTICAS  DEL ENFERMO

Y EL MEDIO LO PERMITAN”

cuidado de mayores

www.cuidadoybienestar.es

envejecimiento

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>